miércoles, 15 de noviembre de 2017

2º ESO: Ayuda morfológica para la sintaxis

Como ya habéis comprobado estas semanas, una de las principales complicaciones de la sintaxis es confundir la categoría morfológica a la que pertenecen las palabras de un sintagma. Es por ello que os he pedido que repaséis a fondo algunos aspectos de la morfología, de modo que, en controles y exámenes, no os causen ningún problema. Más concretamente, son tres los apartados que pueden causaros alguna dificultad, a saber:

A) Los determinantes y pronombres indefinidos, cuyo listado os pongo a continuación:

Indefinidos
Algún, ningún,
todo, mucho,
bastante, demasiado, poco, mismo, cualquier, cierto, otro, tanto, cada
Alguna, ninguna,
toda,
mucha, demasiado,
bastante, poca, misma, cualquiera, cierta, otra, tanta, cada
Algunos, ningunos,
todos, varios,
muchos, demasiados
bastantes, pocos, mismos, cualesquiera, ciertos, otros, tantos
Algunas, ningunas,
varias, todas,
muchas, demasiadas,
bastantes, pocas, mismas,cualesquiera,ciertas, otras, tantas

Del mismo modo, no olvidéis que 'mucho', 'poco', 'bastante', 'demasiado' y 'tanto' pueden ser también adverbios de cantidad. ¿Y cómo distinguimos el adverbio del determinante o el pronombre indefinido? Muy simple:

* Si va al lado de un sustantivo, es determinante indefinido: 'mucho tiempo', 'poco azúcar', 'tanta alegría', etcétera.

* Si no acompaña a un sustantivo, pero aparece escrito en femenino o plural, será pronombre indefinido (puesto que los adverbios son invariables):

Muchos fueron a verle - 'Muchos' no puede ser otra cosa que pronombre, pues no va al lado de un sustantivo y está escrito en plural (un adverbio JAMÁS aparecerá en plural).

* En casos así:

El chocolate me gusta mucho.

Cambiad de género y número la palabraSi acepta variaciones o cambios sin que la oración o el sintagma pierda sentido, será un pronombreEn caso contrario, será un adverbio. En el ejemplo que os he puesto antes, si os dais cuenta, no puedo cambiar 'mucho' por 'mucha':

El chocolate me gusta mucha.

La oración carece de sentido cuando esto ocurre. ¿Por qué? Debido a que 'mucho', en este caso, es una palabra invariable, que no tiene ni género ni número. Esto es, se trata de un adverbio.

* Cuando veáis 'mucho', 'poco', 'bastante', 'demasiado' y 'tanto' al lado de un adjetivo u otro adverbio, serán SIEMPRE adverbios de cantidad.

B) Los adverbios, de los que tenéis aquí una recopilación:

Clases
Adverbios que pertenecen a esta clase
Lugar
aquí, ahí, allí, lejos, cerca, arriba, abajo, encima, dentro, fuera, delante, detrás, etc.
Tiempo
Pronto, tarde, hoy, ayer, mañana, ahora, antes, después, entonces,  todavía, ya, etc.
Modo
Así, bien, mal, despacio, deprisa, casi todos los que acaban en –mente, etc.
Cantidad
Muy, más, menos, mucho, demasiado, bastante, poco, tanto, tan, casi, etc.
Afirmación
Sí, también, siempre, ciertamente, incluso, etc.
Negación
No, tampoco, nunca, jamás, etc.
Duda
Quizá, acaso, posiblemente, probablemente, seguramente, etc.

C) Los pronombres numerales y posesivos PUEDEN llevar cualquier clase de determinante: 'esos cinco', 'el tuyo', 'los primeros', etc.

Espero que esta pequeña guía os resulte de utilidad para realizar vuestros ejercicios de sintagmas. ¡Ánimo y a trabajar!

4º ESO: Solución y siguiente comentario

SOLUCIÓN: Canto a Teresa, de José de Espronceda

¿Por qué volvéis a la memoria mía,
Tristes recuerdos del placer perdido,
A aumentar la ansiedad y la agonía
De este desierto corazón herido?
¡Ay! que de aquellas horas de alegría
Le quedó al corazón sólo un gemido,
Y el llanto que al dolor los ojos niegan
Lágrimas son de hiel que el alma anegan.

¿Dónde volaron ¡ay! aquellas horas
De juventud, de amor y de ventura,
Regaladas de músicas sonoras,
Adornadas de luz y de hermosura?
Imágenes de oro bullidoras.
Sus alas de carmín y nieve pura,
Al sol de mi esperanza desplegando,
Pasaban ¡ay! a mi alrededor cantando.

¡Oh Teresa! ¡Oh dolor! Lágrimas mías,
¡Ah! ¿dónde estáis que no corréis a mares?
¿Por qué, por qué como en mejores días,
No consoláis vosotras mis pesares?
¡Oh! los que no sabéis las agonías
De un corazón que penas a millares
¡Ah! desgarraron y que ya no llora,
¡Piedad tened de mi tormento ahora!

¡Oh dichosos mil veces, sí, dichosos
Los que podéis llorar! y ¡ay! sin ventura
De mí, que entre suspiros angustiosos
Ahogar me siento en infernal tortura.
¡Retuércese entre nudos dolorosos
Mi corazón, gimiendo de amargura!
También tu corazón, hecho pavesa;
¡Ay! llegó a no llorar, ¡pobre Teresa!


1.- Tema


PRÓXIMAMENTE

2.- Resumen

PRÓXIMAMENTE

3.- Estructura externa

PRÓXIMAMENTE

4.- Estructura interna

PRÓXIMAMENTE

5.- Recursos literarios

PRÓXIMAMENTE

6.- Relación contextual

PRÓXIMAMENTE

7.- Relación con la actualidad y/u otros movimientos

PRÓXIMAMENTE

PRÓXIMO COMENTARIO: Don Álvaro o la fuerza del sino, de Ángel Saavedra, duque de Rivas

FECHA DE ENTREGA: Martes, 28 de noviembre

(El teatro representa una sala colgada de damasco, con retratos de familia, escudos de armas y los adornos que se estilaban en el siglo pasado, pero todo deteriorado, y habrá dos balcones, uno cerrado y otro abierto y practicable, por el que se verá un cielo puro, iluminado por la luna, y algunas copas de árboles. Se pondrá en medio una mesa con tapete de damasco, y sobre ella habrá una guitarra, vasos chinescos con flores, y dos candeleros de plata con velas, únicas luces que alumbrarán la escena. Junto a la mesa habrá un sillón. Ábrese la puerta con estrépito, después de varios golpes en ella, y entra el MARQUÉS, en bata y gorro, con un espadín desnudo en la mano, y detrás, dos criados mayores con luces)

Marqués.- (Furioso) ¡Vil seductor!… ¡Hija infame!

Doña Leonor.-(Arrojándose a los pies de su padre) ¡Padre! ¡Padre!

Marqués.- No soy tu padre… Aparta… y tú, vil advenedizo…

Don Álvaro.- Vuestra hija es inocente… Yo soy el culpado… Atravesadme el pecho. (Hinca una rodilla.)

Marqués.- Tu actitud suplicante manifiesta lo bajo de tu condición…

Don Álvaro.- (Levantándose) ¡Señor marqués!… ¡Señor marqués!…

Marqués.- (A su hija) Quita, mujer inicua. (A Curra, que le sujeta el brazo) y tú infeliz, ¿osas tocar a tu señor? (A los criados) Ea, echaos sobre ese infame, sujetadle, atadle…

Don Álvaro.- (Con dignidad.) Desgraciado del que me pierda el respeto. (Saca una pistola y la monta).

Doña Leonor.- (Corriendo hacia Don Álvaro) ¡Don ÁIvaro!… ¿Qué vais a hacer?

Marqués.- (A los criados) Echaos sobre él al punto.

Don Álvaro.- ¡Ay de vuestros criados si se mueven! Vos sólo tenéis derecho para atravesarme el corazón.

Marqués.- ¿Tú morir a manos de un caballero? No; morirás a las del verdugo.

Don Álvaro.- ¡Señor marqués de Calatrava! Mas, ¡ah!, no; tenéis derecho para todo… Vuestra hija es inocente… Tan pura como el aliento de los ángeles que rodean el trono del Altísimo. La sospecha a que puede dar origen mi presencia aquí a tales horas concluya con mi muerte, salga envolviendo mi cadáver como si fuera mi mortaja… Sí, debo morir… , pero a vuestras manos. (Pone una rodilla en tierra) Espero resignado el golpe; no lo resistiré; ya me tenéis desarmado. (Tira la pistola, que al dar en tierra se dispara y hiere al Marqués, que cae moribundo en los brazos de su hija y de los criados, dando un alarido)

Marqués. – ¡Muerto soy!… ¡Ay de mí!…

Don Álvaro.- ¡Dios mío! ¡Arma funesta! ¡Noche terrible!

Doña Leonor.- ¡Padre, padre!

Marqués.- Aparta; sacadme de aquí…, donde muera sin que esta vil me contamine con tal nombre…

Doña Leonor.- ¡Padre!...

Marqués.- Yo te maldigo.

(Cae LEONOR en brazos de DON ÁLVARO, que la arrastra hacia el balcón.)

martes, 14 de noviembre de 2017

2º ESO: Las relaciones semánticas

El curso pasado estuvimos viendo en clase las relaciones semánticas, esto es, las distintas conexiones que podían tener los significados de las palabras. Dedicamos una entrada entera del blog a esta cuestión. Este año vamos a ampliar un poco más esta cuestión y, para ello, deberemos saber, en primer lugar, qué tipos de significado existen.

Cuando hablamos del sol, el concepto que entendemos es este:

Estrella luminosacentro de nuestro sistema planetario

Todas las civilizaciones y países del planeta Tierra comparten este significado de la palabra 'sol', que es el que aparece en los diccionarios, enciclopedias, Internet... Lo mismo sucede con 'verde':

Color que se obtiene de la combinación del amarillo y el azul, que se encuentra en el cuarto lugar del espectro luminoso.

O con 'correr':

Andar rápidamente y con tanto impulso queentre un paso y el siguientelos pies o las patas quedan por un momento en el aire.

Sin embargo, si buscamos la palabra 'a', solo nos viene que es una preposición, y nada más. Como mucho, nos dirá qué funciones sintácticas puede cumplir (enlace de un complemento directo, de uno indirecto, etc.). Y es que algunas palabras de nuestro idioma no poseen un significado al uso. Al buscarlas en un diccionario, sencillamente se nos dirá qué tipo de categoría morfológica es y para qué se utiliza en las oraciones. En otras palabras, solo se indicará su uso gramatical.

Cuando el significado de una palabra consiste, como en 'sol', 'verde' o 'correr', en designar objetos, seres, cualidades, acciones..., hablamos de significado léxico, que es el que poseen los sustantivos, los verbos, los adjetivos y los adverbios. Por el contrario, si al buscar el significado de una palabra, lo único que se nos ofrece es su categoría morfológica y sus funciones sintácticas, hablamos de significado gramatical, que es el que lucen las preposiciones, las conjunciones y algunos determinantes y pronombres.

* Una vez comprendidos estos conceptos, veamos algunas relaciones semánticas nuevas:

1) La hominimia es un fenómeno por el que dos palabras que poseen distintos significados suenan o se escriben igual. En este sentido, hay que destacar dos casos distintos:

- Las palabras homófonas, que son aquellas que suenan igual ('homo' = 'igual'; 'fonos' = 'sonido'), pero se escriben de distinta manera y, además, significan algo diferente. Hay muchos ejemplos en castellano, como 'ola' (ondas de agua que se mueven en la superficie de los mares) y 'hola' (saludo); 'valla' (verja que delimita un terreno) y 'baya' (fruto silvestre); 'tubo' (objeto cilíndrico de metal) y 'tuvo' (verbo tener)... Dado que se escriben de manera distinta, son muy fáciles de identificar.

- Las palabras homógrafas, que son aquellas que suenan y se escriben igual ('homo' = 'igual'; 'grafos' = 'escritura'), pero que presentan distintos significados. Por lo general, estas palabras homógrafas se pueden distinguir porque pertenecen a categorías morfológicas diversas. Por ejemplo:

Toma (sustantivo) - Toma (verbo)

Para (preposición) - Para (verbo)

Sal (sustantivo) - Sal (verbo)

2) La sinonimia, que ya estudiamos el año pasado, consta de dos tipos:

a) La sinonimia total, es decir, dos palabras que tienen exactamente el mismo significado y, en consecuencia, se pueden intercambiar en cualquier oración o texto. Algunos ejemplos serían 'burro' y 'asno'; 'iniciar' y 'comenzar'; 'terminar' y 'finalizar'; 'pájaro' y 'ave'... En todos estos casos, no hay ninguna diferencia entre el significado de una palabra y el de la otra.

b) La sinonimia parcial, que es la más común. Esta consiste en dos palabras que tienen significados muy similares, pero que no son iguales. Por ejemplo, 'hombre' y 'caballero' son sinónimos parciales, puesto que significan algo parecido, aunque no transmitan exactamente el mismo sentido: todos los varones humanos son hombres; solo los que están bien educados se consideran caballeros. Esto también sucede con 'pequeño' y 'diminuto'; 'amigo' y 'colega'; 'gordo' y 'obeso', etcétera.

3) Los hiperónimos y los hipónimos, por último, estarían relacionados con los campos semánticos. De este modo, podríamos definir el hiperónimo como el nombre que recibe un campo semántico, es decir, la palabra más general que engloba a las demás. Por el contrario, los hipónimos serían todas aquellas palabras que conforman dicho campo; en otras palabras, aquellas que tienen un significado más concreto y reducido. Por ejemplo:

* Fútbol, baloncesto, hockey, waterpolo y atletismo serían los hipónimos del hiperónimo 'deportes'.

* Perro, gato, ratón, elefante y león serían los hipónimos del hiperónimo 'animales'.

* Blanco, rojo, negro, azul y naranja  serían los hipónimos del hiperónimo 'colores'.

¿Alguna duda? ¡Pues a los comentarios!

viernes, 10 de noviembre de 2017

2º ESO: Los sintagmas

A lo largo de esta semana hemos comenzado a trabajar por fin con el análisis sintáctico, partiendo desde lo más simple, a saber, conocer los distintos tipos de sintagmas y estudiarlos sueltos, es decir, fuera de una oración. Y, de cara a que podáis repasar este fin de semana, os he escrito esta entrada, en la que os recopilo toda la información que debéis conocer sobre este asunto. Del mismo modo, si tenéis alguna duda, os invito a expresarla a través de los comentarios de esta entrada, procurando yo contestaros lo antes posible.

Empecemos pues con la pregunta clave: ¿qué es un sintagma? Muy simple: un sintagma es un conjunto de palabras que cumple una función concreta dentro de la oración. Ya llegará el momento en que estudiemos las diversas "misiones" que puede realizar un sintagma en la oración; por el momento, nos conformaremos con saber dicha definición, además de reconocer los distintos tipos de sintagmas que hay


¿Y cuántas clases existen? Cinco:

1.- Sintagmas nominales (SN): aquellos cuyo núcleo es un sustantivo o, en su defecto, un pronombre. 

2.- Sintagmas adjetivales (S. adj.): cuyo núcleo será un adjetivo.

3.- Sintagmas adverbiales (S. Adv.): cuyo núcleo será un adverbio

4.- Sintagmas verbales (SV): cuyo núcleo será un verbo, el cual puede ir complementado por toda clase de sintagmas (nominales, preposicionales, adjetivales y/o adverbiales). De momento, dejaremos este tipo de sintagma aparcado, pues podremos analizarlo mejor cuando estudiemos los predicados y los complementos verbales.

5.- Sintagmas preposicionales (S. prep.): son muy fáciles de reconocer, puesto que siempre presentan la siguiente estructura:

Preposición (Nx) + Sintagma nominal, adjetival o adverbial (que hay que analizar)

Ejemplos:

Del país feliz
S. prep.
__  ______
Nx        SN
       ___ ___
          N   Ady.

De la casa de gominola
S. prep.
__ _______________
Nx                       SN
        __ __ __________
          D.  N    S. prep.CN
                  __ _______
               Nx      SN
                       _______
                        N

Como habéis podido comprobar en estos ejemplos que acabo de poner, los sintagmas nominales no solo están formados por un sustantivo sin más, sino que van acompañados de otros elementos, que actúan como complementos. ¿Y cuáles puede llevar?

a) Determinantes (puede haber más de uno a la vez). Ejemplos:

Otro muelle

Todo el asfalto

b) Sintagmas preposicionales complementos del nombre (S. prep. CN). Ejemplo:


Un hombre del país feliz de la casa de gominola de la calle de la piruleta
S. prep. CN

c) Adyacentes (Ady.)que son aquellos adjetivos que complementan al núcleo en un sintagma nominal. Ejemplos: Eavaro señor Burns; ehambriento Homer; el travieso Bart...

d) Aposiciones (Apos.), que son aquellos sustantivos que complementan al núcleo en un sintagma nominal. En estos casos, decimos que el primer sustantivo que aparezca será el núcleo, mientras que el segundo será la aposición. Ejemplos: 

El payaso Krusty
D.     N       Apos.

Mi hermana Maggie
D.    N      Apos.

* ¿Y cómo son las estructuras de los sintagmas adjetivales y adverbiales? Pues francamente similares. Vamos a verlas:

I) Los núcleos de los sintagmas adjetivales (S. adj.), esto es, los adjetivos, pueden ir acompañados de:

a) Modificadores (Md), que son adverbios de cantidad (muy, poco, algo, bastante...), adverbios acabados en -mente (increíblemente, sensiblemente, evidentemente...) o locuciones adverbiales (de veras, de remate... Son menos frecuentes). Ejemplos: Homer Simpson es poco paciente; el Señor Burns es increíblemente avaro; Lisa Simpson es engreída de veras...

b) Sintagmas preposicionales complementos del adjetivo (S. prep. C.Adj.): Apu es hindú de nacimiento...

II) En cuanto a los sintagmas adverbiales (S. Adv.), su núcleo será un adverbio, el cual presentará los mismos complementos que un sintagma adjetival, es decir:

a) Modificadores (Md), que son adverbios de cantidad (muy, poco, algo, bastante...) o los adverbios acabados en -mente. Ejemplos:  Springfield está increíblemente lejos de Nueva York; la casa de la familia Simpson está bastante cerca de la tienda de Apu...

b) Sintagmas preposicionales complementos del adverbio (S. prep. C. Adv.): Springfield está increíblemente lejos de Nueva York; la casa de la familia Simpson está bastante cerca de la tienda de Apu...


En cuanto al análisis en sí, ya lo hemos practicado en clase, por lo que no me voy a detener en ese apartado. Lo que sí voy a hacer, además de abrir el turno de preguntas y dudas, es indicar un par de consejos para realizar esta tarea de desmenuzar sintagmas:

1.- Prestad mucha atención a las palabras que lo conforman. Si, por ejemplo, un sintagma está conformado por el determinante 'el', el adjetivo 'furioso' y el sustantivo 'Homer', queda claro que dicho sintagma solo podría ser o adjetival o nominal. Ahora bien, ¿cuál es la opción correcta? En este sentido, debéis fijaros en los esquemas que he ido dando en clase o en las entradas de blog sobre los sintagmas. En los adjetivales, el adjetivo-núcleo sólo puede ir complementado por modificadores (adverbios de cantidad) o sintagmas preposicionales, y nunca por determinantes o sustantivos. Por consiguiente, no podrá ser adjetival. Sin embargo, en uno nominal, el sustantivo-núcleo sí puede ir complementado por un determinante o un adjetivo-adyacente; por tanto, este sintagma será nominal:

El furioso Homer
SN
__ _____ _____
D.    Ady.     N

2.- Los sintagmas preposicionales SIEMPRE empiezan con una preposición, que actúa como nexo, y todo lo demás conforma un sintagma nominal, adjetival o adverbial.

3.- No todos los sintagmas preposicionales han de estar obligatoriamente complementando a un núcleoPueden ser independientes.

4.- Los sintagmas preposicionales pueden ir encadenados, como sucede en este ejemplo:

De la casa de gominola de la calle de la piruleta
S. prep.
__ _________________________________
Nx                                                            SN
        __ __ _____________________________
         D.  N                                         S. prep.CN
                __ ________________________
               Nx                                          SN
                       ____ _______________
                        N          S. prep. CN
                             __ ______________
                  Nx         SN
                                            __ ___ ___________
                                               D.  N        S. prep. CN
                                                                    __ ______________
                                                     Nx          SN
                                                                __ ________
                                                            D.         N

5.- Los adyacentes y las aposiciones solo se van a encontrar en los sintagmas nominales. Los modificadores, por su parte, son exclusivos de los adjetivales y los adverbiales.

¿Alguna duda? ¡Pues a los comentarios!

domingo, 5 de noviembre de 2017

2º ESO: La tilde diacrítica

Esta semana hemos estado trabajando en clase con la tilde diacrítica, que, os recuerdo, es aquella que permite diferenciar palabras que se escriben igual, pero que tienen distinto significado. ¿Y qué palabras son esas? Os dejo por aquí el listado, para que lo tengáis siempre a vuestra disposición:

Él
Pronombre personal, tercera persona
Él llegó primero.

El
Determinante artículo determinado
El premio será importante.

Pronombre personal, segunda persona
Tú tendrás futuro.

Tu
Determinante posesivo
Tu regla es de plástico.

Pronombre personal, primera persona
A mí me importas mucho.

Mi
Determinante posesivo
Mi nota es alta.

Primera persona del singular del presente de indicativo del verbo saber

Ya sé que vendrás.
Segunda persona del singular del presente de imperativo del verbo ser

Sé tú mismo
Se
Pronombre personal, tercera persona
Se marchó al atardecer.

Adverbio de afirmación
Sí, eso es verdad.

Pronombre personal, tercera persona
Se lo quedará todo para sí.

Si
Condicional
Si estudiáis, aprobaréis.

Primera y tercera personas del singular del presente de subjuntivo del verbo dar
Espero que nos dé a todos una recompensa.

De
Preposición
Llegó el hijo de mi vecina.

Bebida
Los ingleses toman té a las cinco de la tarde.

Te
Pronombre personal, segunda persona
Te dije que te ayudaría.

Más
Adverbio de cantidad
Todos pedían más.

Mas
Equivale a "pero"
Llegamos, mas había terminado.